No se puede ser genuinamente no violento y
permanecer pasivo ante las injusticias sociales.


                                                                       Gandhi

 "Confieso que he vivido" (Fragmento)

MANIFIESTO POR UN MUNDO SIN GUERRAS

Enlaces y comunicados

http://www.reformcampaign.net/index.php?lg=esp&pg=manifest&=esp&showmenu=1

La convocatoria para sitiar el Congreso el 25S suma los apoyos de Sánchez Gordillo y Gaspar Llamazares



 
La convocatoria para sitiar el Congreso el 25S suma los apoyos de Sánchez Gordillo y Gaspar Llamazares

 

Declaraciones públicas de ambos diputados de Izquierda Unida en la Junta de Andalucía y en el Congreso muestran su respaldo a la concentración ciudadana alrededor del parlamento

 

"Si es rodear para presionar a un gobierno que no ha hecho nada más que mentir, que se presentó con un programa que ha roto, pierdes un gobierno ilegítimo". El gobierno del PP "ha perdido toda su legitimidad porque ha traicionado su programa. Si el señor Rajoy se hubiera presentado a unas elecciones con la práctica concreta en política económica y política social que ha hecho no tendría ahora mismo la mayoría absoluta. Por tanto, cualquier tipo de acción, de presión -hace falta cambiar muchas cosas, y entre ellas la Constitución- a mi me parece una buena medida".

Así respondía Juan Manuel Sánchez Gordillo, diputado de IU en la Junta de Andalucía y militante del SAT al presentador del programa de La Sexta "Al Rojo Vivo" el 16 de Agosto, quien le preguntaba por el "movimiento que -al parecer- quiere rodear el Congreso para exigir la disolución de las Cortes, un Gobierno nuevo e incluso cambios en la Constitución", y concretamente: "usted ¿se adscribiría también a ese movimiento?"

 

 

 

Por su parte, Gaspar Llamazares ha anunciado este viernes que el próximo 25 de septiembre estará "con los ciudadanos" para apoyar la convocatoria "Ocupa el Congreso", que llama a la ciudadanía a permanecer en los alrededores de la Cámara Baja "indefinidamente" hasta que dimita el Gobierno y se inicie un proceso constituyente.

"Incluso siendo diputado yo estaré con los ciudadanos intentando participar en una movilización el 15, el 25 o el 22 de septiembre para que la política económica cambie y responda a los intereses de la mayoría de los ciudadanos", ha asegurado en una entrevista en La Sexta.

Según explicó Llamazares a La Sexta, lo que le preocupa es lo que ocurre "dentro" del Congreso de los diputados, donde él mismo se ve "en una situación muy violenta" debido al "funcionamiento continuo de Estado de Excepción y de Estado de Emergencia a través de Decretos Leyes" que, a su juicio, tiene la Cámara Baja.

"Yo diría en vez de ’Ocupa el Congreso’, ’Libera el Congreso’, porque me siento ocupado desde dentro", ha denunciado. A Llamazares le parece lógico "que en las actuales condiciones los ciudadanos se movilicen, defiendan sus derechos y lo hagan en la calle" y ha añadido que "está de acuerdo con muchas de sus reivindicaciones".

Según Llamazares, la convocatoria, que ha sido duramente criticada tanto por el presidente del Congreso, Jesús Posada, como por algunos diputados como el socialista Pepe Martínez Olmos, "forma parte de la dinámica social" y "es lógica en una sociedad democrática", además de ser una medida de presión ciudadana "absolutamente legítima".

Además, Llamazares no ha dudado en calificar como excesivas la afirmaciones realizadas por Martínez Olmos, quien equiparó la acción programada para el 25 de septiembre con un golpe de Estado. "Los golpes de Estado los han dado en este país las propias Instituciones, como el Ejército, desde dentro, y no los han dado los ciudadanos en movilizaciones populares".

"Los ciudadanos lo que han hecho es intentar presionar al poder económico y político y a mí me parece una presión absolutamente legítima sobre todo cuando estos poderes no se atienen a sus compromisos electorales y pierden toda su legitimidad adoptando decisiones que, o bien vienen de fuera, o pertenecen únicamente a una minoría", ha concluido el diputado de Izquierda Unida.

 

Al evento siguen sumándose varios cientos de personas al día en Facebook: más de 37.000 participantes declarados y más de 22.000 posibles sólo a través del evento en la red social.

 

 

http://tercerainformacion.es/spip.php?article40571

 



Subir

Tumbar al gobierno y dejarse de paños calientes y corbatas



 
Tumbar al gobierno y dejarse de paños calientes y corbatas

 

por Pako González
Miércoles, 08 de Agosto de 2012

 

Las famosas reuniones de Toxo y Méndez con Merkel y el Borbón representan una nueva traición a una clase trabajadora volcada en la movilización y la lucha. No podemos permitir que el poder corrupto y sus agentes paralicen esta ola gigante de esperanza y revolución.

 

Las serviles corbatas y gestos sumisos de Toxo y Méndez ante el monarca español definen y explican los muchos obstáculos puestos por CC.OO y UGT a una lucha frontal y directa contra los recortes y abusos del gobierno del PP. Desde la ciudadanía de a pie no se entiende el boato de unas reuniones cuasi secretas primero con la fascista Merkel y ahora con el heredero de Franco. Sinceramente y quizá con una gran ingenuidad por mi parte, tenía esperanzas después de las últimas masivas movilizaciones en todo el estado de que estos sindicatos adoptaran posturas más radicales, más cercanas a la lucha de millones de trabajadoras/es que sufren las brutales políticas antiobreras que están destruyendo la vida de familias enteras, condenando a la pobreza y en muchos casos a la indigencia a cada persona que este estado corrupto deja en el abandono y la pobreza.

Me fastidia mucho escribir y criticar a dirigentes de unos sindicatos históricos que un día fueron de clase, además conozco y aprecio a gente muy valiosa y luchadora en estas organizaciones, que seguro se callan aunque no compartan las estrategias de desmovilización social de sus jefazos. Pero yo no puedo callarme, la indignación me puede y me parece vergonzoso que se pongan barreras y controles al traspaso de esa delgada línea roja, el límite que establece un poder inhumano que no se inmuta ante el sufrimiento y desesperación de millones de trabajadoras/es víctimas de los desmanes y abusos de poder de esta casta siniestra y corrupta. Unas alimañas que gobiernan para los poderosos, para corruptos que se han hecho millonarios robando dinero en la banca, desahuciando de sus viviendas y dejando en la calle a infinidad de familias humildes, que cierran las puertas de la sanidad a las personas migrantes, que reducen la prestación por desempleo, que se cargan la educación, la sanidad y que tienen previsto despedir a cientos de miles de empleadas/os públicas/os con sus ERES y sus mierdas, para con la excusa del ahorro seguir esquilmando derechos y privatizando para sus amigos y familiares la administración pública.

Pienso que hay cientos de motivos para tumbar este gobierno de la derecha cavernaria y que no valen excusas, la Huelga General es necesaria y debe coincidir con la prevista en Euskal Herria el 26 de septiembre, los referéndums son una chorrada, una maniobra de dilación para sacar a millones de personas de las calles, para desmovilizar como han hecho con los mineros. No se entiende otra salida que la lucha frontal contra este sistema, contra estas/os sátrapas ladronas/es de traje, corbata o modelito de alta costura. Hay que echarlos, que no puedan respirar en el tiempo que les queda en sus poltronas y eso no se consigue vendiendo a la clase obrera, conspirando con quienes respaldan el latrocinio, dejando los jerseys de los mítines en casa y colocándose las mismas corbatas que usan las/os ladronas/es que están saqueando y condenando a la miseria a nuestro pueblo.

 

http://viajandoentrelatormenta.blogspot.com.es/

 

http://kaosenlared.net/especiales/e/los-abusos-de-la-mafia-bancaria/item/27051-tumbar-al-gobierno-y-dejarse-de-paños-calientes-y-corbatas.html

 



Subir

Alternativas a la crisis. Existe Islandia



 

Alternativas a la crisis. Existe Islandia

 

Jesús González Pazos

 

Es evidente que hay muchos países que no tienen casi ninguna importancia en la escena internacional, son mayoritariamente todos aquellos sin fuerza económica más allá de ser meros productores de materias primas al servicio de los mercados. Pensamos inmediatamente en la práctica totalidad de los países africanos, gran parte de asiáticos y americanos y algunos europeos. Casi todos son los que, comúnmente, conocemos como países empobrecidos.
 
Sin embargo, luego hay también algún país del que el sistema dominante quiere olvidarse por el mal ejemplo que supone y lo amenazador que para éste puede ser su modelo propio. Podemos pensar en este último grupo, minoritario desgraciadamente, en países con cierto exotismo como Bután, que a muchas personas costaría ubicar en un mapa. Está considerado como el país más feliz del mundo en base a un gradiente que pretende poder medir la felicidad. Podemos también pensar en algún país de los llamados mares del sur, aquellos que imaginamos casi como paraísos.
 
Pero hay otros más cercanos, más visibles, y que en los últimos tiempos han surgido como una verdadera amenaza para el modelo dominante. De ahí el interés y los esfuerzos por ocultarlo, a través de su invisibilización o difamación continua en los medios de comunicación y por parte de la mayoría de la clase política tradicional. En este grupo, evidentemente, estarían varios países americanos que, después de décadas sometidos a los dictados del neoliberalismo han ido rompiendo, en mayor o menor medida, con esos postulados y tanto en lo económico como en lo político, definen hoy nuevos modelos alternativos. Pero todavía más cerca, también tenemos algunos ejemplos de este tipo, y es lo que ahora nos interesa. Nos referimos a Islandia.
 
A partir del año 2008 Islandia sufre los golpes más fuertes de la crisis que se declara en Europa y Norteamérica. Crisis que algunos querían entender como coyuntural y, por lo tanto, pasajera con unos leves ajustes y reequilibrios que se hicieran. Precisamente el tiempo y otros factores demostraron su carácter estructural en el sistema capitalista. Islandia amanece en buen día habiendo pasado de ser uno de los países con uno de los más altos índices de desarrollo humano a estar en la crisis más profunda. Se rompe el sueño del estado del bienestar nórdico y se entra en la pesadilla del neoliberalismo más duro. La moneda se desploma, la actividad bursátil se suspende, los bancos quiebran y el país prácticamente se tiene que declarar en bancarrota. Como respuesta a esta situación, durante ese año y el siguiente, las protestas de la población se suceden e incrementan hasta conseguir la dimisión de todo el gobierno en pleno y la convocatoria de las consiguientes elecciones. Hasta aquí todo más o menos normal y dentro de la sucesión de acontecimientos que se dan en otros países: crisis brutal, quiebra del estado, protestas ciudadanas y cambios controlados de gobiernos que se suceden sin poner en cuestión el modelo, de tal forma que los llamados mercados siguen dominando la escena económico y política.
 
Sin embargo, a partir de ese punto Islandia va a romper con esta tónica dominante y toma un camino propio de exigencia de responsabilidades a las élites financieras y políticas del país y de salida de la crisis sin ajustarse a los postulados neoliberales que, tras unos primeros momentos de debilidad (2008 – 2009), empiezan nuevamente a dominar la escena europea y dictar las medidas de ajuste estructural más duras. Medidas que sufren especialmente las poblaciones de países como Portugal, Irlanda, Grecia y hoy en día ya el estado italiano y, sobre manera, el español.
 
Para entonces, Gran Bretaña y Holanda, protegiendo sus intereses económicos, exigirán al gobierno islandés el pago de la deuda contraída por las élites financieras, lo que supondría agravar el endeudamiento de toda la población islandesa ya que ese pago repercutiría en la ciudadanía. Ante ello, las protestas aumentan y exigen la celebración de un referéndum, por el que el 93% de la población dice no a asumir ese pago de deuda; la población no se siente responsable de la misma. En paralelo el nuevo gobierno se ve obligado a iniciar una investigación profunda sobre las causas y responsables de la crisis y se producen detenciones y encarcelamientos de algunos banqueros y altos ejecutivos; otros, ante la amenaza de tener que responder de sus actuaciones, huyen del país.
 
El último paso en este proceso es la decisión soberana de elegir una asamblea para la redacción de una nueva constitución política para el país, que recoja, entre otras, las lecciones aprendidas de la crisis y, por lo tanto, establezca un mejor control de las actividades especulativas y de las élites bancarias y políticas. Esta redacción de nueva constitución se realiza mediante el trabajo de 25 ciudadanos/as elegidos y encargados de ello y a través de lo discutido y aprobado en diferentes asambleas que se realizan desde el año 2011 en todo el país. La nueva constitución política del estado deberá ser aprobada por el actual legislativo y el resultante de las próximas elecciones.
 
En un resumen rápido se puede señalar que en Islandia, ante una crisis no causada por su ciudadanía, es ésta la que toma las riendas de la situación y: fuerza la dimisión en pleno del gobierno por considerarlo responsable político de los desmanes de las élites bancarias y financieras; parte de esta élite será detenida y encarcelada para su enjuiciamiento respecto a sus responsabilidades y otra parte, huye del país para no asumir esas mismas responsabilidades; la banca es nacionalizada y se recurre al referéndum sobre decisiones económicas cruciales, como ejercicio real de la democracia participativa; por último, y también en línea con lo anterior se redactará una nueva constitución política del estado bajo control ciudadano. Todo lo anterior empieza a dar sus frutos e Islandia se considera hoy ya en el camino de salida de la actual crisis económica y política.
 
El ocultamiento de este proceso por parte de la clase política y económica tradicional del estado español, así como por la mayoría de los medios de comunicación encuentra su razón de ser en el hecho de que la ciudadanía de Islandia no solo plantea teóricamente, sino que demuestra en la práctica que hay alternativas posibles al modelo de recortes sociales, laborales y políticos que se están operando por parte de las clases económicas dominantes y sus administradores políticos. Y esas alternativas, entre otras muchas, pasan por exigir responsabilidades a quienes las tienen, por transformar el modelo dominante no mediante la total sumisión del estado a los poderes económicos, sino mediante justo el proceso contrario. También a través de la mayor presencia del estado, pero no en procesos recentralistas, sino mediante nacionalizaciones de sectores estratégicos para que los beneficios estén al servicio de las mayorías y no de una minoría cada día más enriquecida. Y mediante una real democracia participativa de la población, con un ejercicio verdadero de la máxima de todos los derechos para todos y todas y donde éstos, la población, realmente controle a la clase política y económica. Son algunas posibles alternativas porque lo otro, lo dominante hoy, ya lo conocemos y no nos gusta porque es injusto para la mayoría.
 
 
Jesus González Pazos
Miembro de Mugarik Gabe

 

http://www.alainet.org/active/56824&lang=es

 



Subir

Demolición controlada del Estado Social: Un proyecto político



Demolición controlada del Estado Social: Un proyecto político

Los aprendices de brujo del neoliberalismo, en su delirio de omnipotencia, se sienten guiados por las valquirias en el momento histórico actual. Ellos son los elegidos. En su fantasía mesiánica están llamados a una misión trascendente y purificadora de la sociedad en su propio provecho. Creen saber lo que hacen: Necesitan hundir a los países en la miseria para poder aplicar su ideología política. Les resulta muy difícil ocultar su gozo místico mientras aplauden al caudillo de turno y gritan ¡qué se jodan! contra el parado, el empleado público, el autónomo o el ciudadano medio. Aplicando su estrategia de la “doctrina del shock”, ya testada hace años en Chile, Indonesia, Rusia y otros muchos países, pretenden instaurar un nuevo régimen de totalitarismo explotador ahora también en Europa occidental. Su agenda se proyecta en una serie de fases progresivas, con próxima estación en la inevitabilidad del rescate-ahogamiento, cuyo objetivo final es el control y la dominación del ser humano a través de la mercantilización radical de todos los aspectos básicos para la vida: Educación, Sanidad, Vivienda, Agua y Alimentos. Alguien les enseñó que todo lo que entre en la esfera monetaria del pago directo podrá ser dominado mejor por su gran máquina de expropiación. Saben que los ingentes capitales monetarios ociosos solo pueden encontrar rentabilidad colonizando nuevos espacios de necesidades humanas básicas hasta ahora garantizadas por la carta universal del derecho a la vida, aún recogido en las constituciones europeas. Por supuesto estas recetas solo pueden conducir al aumento de la desigualdad pero para ellos y para la clase a la que pertenecen eso nunca fue problema. El capital insaciable necesita devorarlo todo para alimentarse, empezando por la democracia y la libertad colectiva, para continuar después con el jugo vital de sus propios súbditos y esclavos.

La historia no es nueva. Ya la vimos en SurAmérica en todo su apogeo durante los años 70 y 80, en el Asia tercermundista o en el África rica en recursos naturales pero depauperada casi hasta el exterminio por las mafias bancaria-institucionales del mercado capitalista. En Europa pensábamos que la cosa no iría con nosotros porque eso solo afectaba a sociedades hipotéticamente atrasadas e incultas que no habían conseguido adaptarse a los nuevos tiempos y al exigente mundo moderno. Algo así no podría llegar al mundo rico. Ahora vamos a empezar a comprobar con espanto cuan estúpidos e ignorantes hemos sido. Como muchos ya pronosticaron en el pasado el capitalismo depredador no puede detenerse ante nada porque la explotación ilimitada y progresiva del ser humano y de la tierra está escrita en sus propios genes.

Los gobernantes españoles, representados por la muñeca diabólica que suele dar el parte de guerra tras la reunión del consejo con una mezcla maléfica de sádico placer y estupidez dibujada en su rostro, se toman en serio su trabajo sicario al servicio de las oligarquías financieras. Quieren forzarnos a aceptar su agenda política antidemocrática por la vía del miedo y la inevitabilidad de los hechos consumados. Una agenda política repleta de dolor, injusticia, desempleo y expropiaciones de bienes públicos por parte de los que nada producen. “Más pobres seréis más dóciles y trabajaréis mejor”, parecen querer decirnos en su lenguaje de empresa de servicios designada por la teocracia del dinero para dar las noticias de la liquidación y cierre.

Sin embargo, a pesar de este sombrío panorama, no debemos ser pesimistas. La Historia nos enseña que los grandes avances y revoluciones se producen en este tipo de contextos, en los que se dan las condiciones de crisis apropiadas para la emergencia de nuevos estados de conciencia y nuevos paradigmas de pensamiento. Cada vez con más fuerza cobrarán vigencia ideas, ancladas en la ética de un humanismo socialista y libertario, que nos empujarán a buscar nuevas soluciones comunitarias para los viejos problemas, con la cuestión fundamental de la propiedad de los bienes básicos para la vida, incluyendo al crédito, como telón de fondo.

 



Subir